CHANTAJE A DIPUTADO INFANTIL “JACINTO NOH” : MAESTRO PIDE DINERO Y NO PAGA

395

Jacinto Noh Poot, papá del “diputado infantil” Jacinto Noh Tun, quien trascendió a nivel internacional por su discurso contra la corrupción y críticas hacia el gobierno de Roberto Borge en el pasado Parlamento Infantil, enfrenta una deuda impagable.

Mediante chantaje, el profesor Raúl Antonio Báez, quien preparó al diputado infantil, le obligó a pedir un préstamo de cinco mil pesos ante una financiera de José María Morelos, con el argumento de que se lo devolvería en unos días, aunque ya pasaron cuatro meses.

Don Jacinto Noh Poot indicó que todo inició cuando en la ciudad de Mérida, Yucatán, en el proceso del trámite por una visa que les permitiría viajar a la ciudad de Miami, al programa de Don Francisco, el profesor Raúl Báez le pidió prestados cinco mil pesos, él  alegó que por ser campesino le era imposible contar con esa cantidad, a lo que el mentor le respondió que podría ser a través de un préstamo con una financiera.

Profesor Raúl Báez

“Pero maestro no tengo y me dice lo puedes prestar sólo para un par de días, te lo devuelvo y no pasada y además te doy tres mil pesos de más, le dije que sí pero no porque me va a regalar tres mil pesos, sino porque estoy agradecido por lo que está haciendo por mi hijo”, explicó.

Indicó que el profesor ha alegado un sinfín de promesas de pago y mentiras. La última vez le dio una tarjeta bancaría y le pidió que fuera a Valladolid y allí retirara el efectivo, no obstante, el cajero retuvo la tarjeta por inservible y luego de diez horas de espera, con apoyo de un hermano logró regresar a su natal Xcabil.

El viernes pasado, el mentor volvió a timar al padre de Jacinto, exponiéndole que le devolvería los cinco mil pesos e incluso que pasaría por él en un auto para ir en busca del recurso, situación que no ocurrió.

Pese a las súplicas del papá de Jacinto, el profesor se ha desentendido de la deuda, la cual ya es impagable para él.

Aunque el educador argumenta no tener dinero, constantemente se le ve emborrachándose en la comunidad de Xcabil.

“Tuve que empeñar otra pertenencia para ir a depositar lo que me están pidiendo, me pidieron mil 200 sólo de interés y quedó cinco mil 125… En la misma noche regresó al pueblo, lo vieron tomando con sus compañeros”, reiteró.

El afectado solicitó el apoyo de las autoridades, ya que dijo que su escaso patrimonio está en riesgo.




Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: